Si has pensado migrar a Alemania, lo primero que te debe preocupar es el estado de tu ciudadanía y tu situación jurídica en Alemania. Es muy probable es que tengas que buscar un empleo para poder vivir allí. Este proceso requiere una cierta preparación, pero una vez hayas realizado todos los trámites previos podrás optar por muchísimas opciones laborales. Alemania es un país que necesita ciudadaniaaproximadamente 400.000 trabajadores extranjeros al año, así que las ofertas de empleo abundan.

Lo primero que debes saber es que antes de migrar, conviene que conozcas el proceso que vas a tener que seguir para poder instalarte adecuadamente en Alemania. No se trata simplemente de bajarse del avión, sino que antes tendrás que tener en cuenta una serie de cosas, la primera de las cuáles es tu situación jurídica.

Primer paso: ciudadanía, o situación jurídica

Desgraciadamente, el acceso al trabajo en Alemania no es igual de fácil para todo el mundo.La Unión Europea es una alianza política de Estados que confiere a sus naturales una serie de ventajas a la hora de moverse y vivir en cualquier punto de los países que la componen. Se trata del derecho a la libre circulación de ciudadanos y mercancías.

Por tanto, si tienes la ciudadanía de un Estado miembro de la UE o de Suiza podrás residir y trabajar igual que cualquier ciudadano alemán. No tendrás que preocuparte por solicitar un permiso de trabajo. Si este es tu caso, el siguiente paso que tendrás que dar es la homologación de títulos.

En cambio, si no tienes ciudadanía europea todo será un poco más complicado, ya que tendrás que dar algunos pasos previos. Pero no te preocupes. Simplemente tendrás que tener paciencia.

Antes de nada, necesitarás tres documentos para poder trabajar legalmente:

En primer lugar, tendrás que ponerte con la embajada de Alemania en tu país para poder pedir el visado. Cuando estés en Alemania y hagas la solicitud de tu permiso de residencia en la oficina de extranjería de tu ciudad o municipio (Ausländerbehörde), no olvides que tienes que especificar que también necesitas permiso de trabajo. Ten en cuenta que no todos los permisos de residencia permiten trabajar.

Este paso es el primero que debes tener en cuenta antes de migrar. Mientras se tramita la concesión de estos documentos, te da tiempo a ir haciendo otras cosas para que cuando llegues lo tengas todo preparado. Después de todo, el permiso para trabajar sólo te da eso, permiso para trabajar.

 

¿De qué otras cosas me tengo que ocupar?

situacion-juridica-alemaniaComo primera providencia, el estado de tu cuidadanía será el asunto de más relieve, ya que es lo que te permitirá entrar y trabajar legalmente en Alemania. No obstante, existen otros temas en los que también tendrás que pensar. Algunos es conveniente que empieces a resolverlos en tu país de origen, como el idioma. Otros, será obligatorio, como la apostilla de tus títulos o documentos, ya que no podrás hacerlo en Alemania.

Una vez hayas llegado, tendrás que preocuparte, entre otras cosas, de la búsqueda de casa y el registro (Anmeldung), la cuenta bancaria, el seguro médico y la búsqueda de trabajo en sí.

Si crees que instalarte en Alemania es un proceso muy complicado y que vas a necesitar ayuda, siempre puedes buscar asesoría profesional que te pueda atender en español, ya que son profesionales muy acostumbrados a hacer los trámites necesarios para ayudar a personas de origen latino a conseguir tener todos sus papeles en regla.

X